Stena termina el buque hospital Global Mercy y operará cerca de Canarias

Stena RoRo lidera el proyecto para la construcción del Global Mercy, el buque hospital civil más grande del mundo y confirmó este ounes que después de varios años de construcción en el astillero Tianjin Xingang en el norte de China, ha hecho ya la prueba final, la prueba de mar oficial, y se ha completado con buenos resultados. La primera misión será durante 2022, cuando se espera que Global Mercy haga escala en Las Palmas o quizás Tenerife antes de irse a Dakar.

El astillero presentará el barco para la entrega este verano y luego el barco navegará a Amberes en Bélgica en su viaje inaugural, donde abordarán algunos miembros de la tripulación y se completará el equipo médico. Esto será seguido por una visita a Rotterdam, y después de esto el Global Mercy estará listo para su primera misión importante en África occidental.

The Global Mercy es el resultado de un proyecto de colaboración global con la participación de varios subcontratistas de todo el mundo. La sueca Stena RoRo está liderando el proyecto y la finlandesa Deltamarin está trabajando con el diseño. Un corredor naval francés, Barry Rogliano Salles, (BRS Group), ayudó a preparar el contrato y el barco se está construyendo en el astillero Tianjin Xingang en el norte de China. El buque, que está clasificado por el Lloyd’s Register en el Reino Unido, navegará bajo bandera maltesa y operará a lo largo de la costa de África.

Stena RoRo está construyendo Global Mercy en nombre de la organización benéfica internacional Mercy Ships, que brinda atención médica gratuita que cambia la vida de personas en algunos de los países más pobres del mundo. El proyecto se inició en 2013 y Stena RoRo es responsable del diseño, contratación y ejecución. El proyecto de construcción es único en su tipo y plantea demandas importantes y específicas tanto en el diseño como en la distribución, dependiendo de las necesidades especiales que conllevan las operaciones del hospital. A bordo hay quirófanos y salas de hospital, y todo lo necesario tanto para los pacientes como para los que trabajan a bordo, incluidas escuelas y jardines de infancia para los hijos de los voluntarios.

La prueba de mar, que acaba de completar Global Mercy, significa que los sistemas y funciones del barco, como el rendimiento del motor y el consumo de combustible, equipos de navegación y radio, maniobrabilidad y sistemas de seguridad, se prueban durante varios días en el mar. «El propósito de una prueba en el mar es garantizar que los sistemas del barco funcionen correctamente durante la operación y que se cumplan los requisitos de las especificaciones y los estándares aplicables», dice Per Westling, director ejecutivo de Stena RoRo. «Los servicios hospitalarios que se brindarán en Global Mercy implican mayores requisitos de buena ventilación y minimización de vibraciones, por ejemplo. Esto también se verificó y se aprobó en todos los aspectos».

Proyecto global bajo gestión sueca

Stena RoRo ha basado el proyecto en un concepto para buques de pasajeros y de carga para viajes internacionales en la clase RoPax. El concepto se ha modificado a un diseño de barco de pasajeros puramente con actividades hospitalarias. El Global Mercy tendrá seis quirófanos, 200 camas de hospital, un laboratorio, una clínica para pacientes y una clínica oftalmológica y dental. En total, podrá acomodar a 950 personas, de las cuales 641 son tripulación.

«Desde hace unos años, nuestro equipo consta de hasta 16 miembros, estacionados en el astillero de Tianjin Xingang», dice el líder del proyecto y gerente del sitio, Rikard Olsson, quien ha estado en China con su familia casi continuamente desde 2016. «El equipo tiene nacionalidades mixtas y parte del trabajo ha sido conciliar las diferentes culturas. Una tarea importante ha sido asegurar que el barco se construya de acuerdo con las especificaciones. Para este astillero, esta es la primera vez que este tipo de barco, que puede ser en comparación con un crucero, se ha construido. Hemos trabajado duro para cumplir con el estándar requerido y todo ha ido muy bien. Estamos muy contentos con la colaboración con el astillero «.

Además de brindar atención médica y dental gratuita, Mercy Ships contribuye a la construcción de la infraestructura de atención médica local mediante la capacitación del personal de atención médica local. Es por eso que Global Mercy está equipado con instalaciones de capacitación de primera clase, que incluyen equipos para capacitación en realidad virtual y otras simulaciones de atención y métodos para su uso en entornos con recursos limitados.

Este verano, el Global Mercy se entregará desde el astillero. El viaje inaugural será a Amberes en Bélgica donde abordarán algunos miembros de la tripulación y se instalará el último equipo médico, lo que llevará unos meses. Después de eso, habrá dos semanas en Rotterdam en los Países Bajos, donde se llevarán a cabo las festividades en la presentación del barco a patrocinadores, voluntarios potenciales y otras partes interesadas. Luego habrá más de 600 voluntarios a bordo de todo el mundo y de una variedad de categorías profesionales, que lo harán todo posible a través de sus contribuciones de habilidades y tiempo.