Nord Stream 2: nuevo paso de Gazprom en el puerto de Las Palmas para evitar sanciones de EE.UU

Alemania y EE.UU están formulando una postura conjunta sobre el controvertido gasoducto ruso Nord Stream 2 antes de las elecciones parlamentarias alemanas del 26 de septiembre pero ha surgido un detalle que ha retrasado un acuerdo con Rusia: el caso del buque que se atiende en el puerto Las Palmas desde hace un año. Oceanic 5000 ha pasado de estar en registrado en Barbados a Kaliningrado desde este verano.

Y eso se ha hecho en Las Palmas, provocando malestar entre altos funcionarios europeos y de EE.UU al tiempo que se estudia una salida legal a tripulantes iraníes que están amenazados desde su lugar de origen: Irán. De momento, 7 tripulantes iraníes han pedido asilo político en Las Palmas.

Estados Unidos dijo en diciembre de 2020 que el buque estaría operando de forma opaca para evitar sanciones y, para eso, se habría refugiado en el puerto de Las Palmas. Pedir asilo político siendo iraní está sancionado con pena de muerte o cadena perpetua. Las familias de los tripulantes llevan un año atrapados en un vacío legal en Las Palmas. La Comisión Española de Ayuda al Refugiado y la Policía Nacional mantienen un control estricto del procedimiento.

Después de un periodo de tiempo de casi un año negando que el buque fuese una marca blanca para operaciones de Gazprom en el Báltico, Capitanía Marítima de Las Palmas ha autorizado que pase a a estar en el registro de Kaliningrado. Washington llegó a amenazar con sanciones si permitía modificaciones sustanciales al buque para operar en el Nord Stream 2.

Washington dice que el proyecto, que aumentará la dependencia europea del gas ruso, comprometerá la seguridad energética europea. Rusia dice que las sanciones equivalen a una «competencia desleal» destinada a ayudar a los productores estadounidenses de gas natural licuado, e insiste en que terminará el gasoducto.

La campaña de presión de Estados Unidos sobre Nord Stream 2 está respaldada por legisladores demócratas y republicanos que temen que pasará por alto a Ucrania, robándole las lucrativas tarifas de tránsito. Biden describió el oleoducto como un «mal negocio» para Europa en 2016 y ha criticado a Moscú por su presunto papel en un ciberataque masivo contra las agencias gubernamentales de Estados Unidos que se descubrió en diciembre.

Moscú está perfilando un gasoducto para limitar el poder energético que tiene Ucrania sobre su gas. Una consideración clave para las administraciones de Washington y Berlín es el papel futuro de Ucrania en el manejo de tránsitos de gas a Europa continental desde Rusia una vez que se complete el proyecto del gasoducto en el Mar Báltico.

Nord Stream 2, liderado por el monopolio de gas controlado por el estado ruso Gazprom, ya ha atraído sanciones de los EE.UU. Por su importancia percibida para el Kremlin en términos de proporcionar ingresos por gas. Rusia ha sido objeto de sanciones por su anexión en 2014 de la península de Crimea de Ucrania.

En declaraciones a los periodistas al final de la semana pasada, el ministro de Economía y Energía de Alemania, Peter Altmaier, confirmó que su gobierno y los EE.UU. están «comprometidos a alcanzar una solución para agosto» en Nord Stream 2. Bloomberg citó a funcionarios estadounidenses no identificados diciendo que esperan que un documento preliminar sobre una postura conjunta esté listo para cuando la canciller alemana, Angela Merkel, visite Washington en este mes de julio.

Según los informes, Estados Unidos propone que los dos países se comprometan a reforzar la infraestructura de importación de energía de Ucrania, los proyectos de biogás nacionales y compensar a Kiev por las tarifas de tránsito que el país perderá si Gazprom detiene el flujo de gas a través del país hacia Europa.

En una entrevista con la publicación alemana Der Spiegel, el secretario de Estado estadounidense Anthony Blinken dijo que la Casa Blanca está «en discusiones muy activas con el gobierno alemán en este momento, buscando una serie de posibles pasos, acciones y medidas que podemos tomar».

El objetivo de estas medidas es garantizar que Nord Stream 2 no se utilice con “fines negativos, como herramienta de coerción o chantaje, y que los intereses de países como Ucrania estén protegidos, tanto económica como estratégicamente”, dijo.

Aunque Ucrania detuvo las compras directas de gas ruso en 2015, el país todavía necesita importar alrededor de 10 mil millones de metros cúbicos de gas al año. Más de la mitad de ese volumen proviene de los envíos de gas de tránsito de Gazprom a Europa en virtud de los llamados acuerdos virtuales inversos con los comerciantes de gas europeos que actúan como intermediarios entre Ucrania y Gazprom.

Los funcionarios estadounidenses también dijeron que Alemania ha manifestado su voluntad de entablar conversaciones con Gazprom sobre la extensión del acuerdo de tránsito de gas para Ucrania después del 31 de diciembre de 2024, cuando expire el acuerdo actual sobre el tránsito de gas ruso.

Sin embargo, un punto importante de desacuerdo sigue siendo la propuesta de Estados Unidos de detener automáticamente las importaciones de gas a través de Nord Stream 2 si Estados Unidos y Europa ven que Rusia busca coaccionar a Ucrania o cualquier otro estado europeo.

Incluso si Nord Stream 2 comienza a operar a finales de este año, Gazprom solo podrá usar la mitad de su capacidad anual de 55 Bcm de gas bajo las regulaciones existentes del mercado europeo de gas porque el monopolio ruso es propietario del gasoducto. Sin embargo, la semana pasada, el operador Nord Stream 2 dijo que presentó una solicitud para ser certificado como «un operador de sistema de transmisión independiente» a la Agencia Federal de Redes de Alemania Bundesnetzagentur, ya que busca estar exento de tales regulaciones del mercado de gas.