Los Ávila ya tienen ampliación de concesión de Idamar Atlantic

La Autoridad Portuaria de Las Palmas ha dado luz verde a la ampliación de la concesión de la histórica familia de Dionisio Ávila para que Idamar Atlantic siga creciendo en el marco de sus operaciones locales e internacionales y con las que en 2019 ingresó algo más de cinco millones de euros. La concesión es para suministros navales e industriales y servicios a buques en la superficie actual de 1.000 metros cuadrados con una tasa de actividad de 0,35% sobre el volumen de negocio neto anual hasta 2027.

De esta forma, la empresa que dirige Carlos Ávila podrá consolidar sus servicios como empresa de servicios desde la plataforma del puerto de Las Palmas con un papel en la expansión del ecosistema y las operaciones de la plataforma, incluido el desempeño de roles clave como validadores en la red blockchain.

Uno de los grandes retos de la empresa pasa por atender a la creciente demanda de la digitalización como una piedra angular de la estrategia del grupo para proporcionar una solución integral adaptada a las necesidades de sus clientes no solamente en Las Palmas sino a empresas donde tiene delegaciones como Vigo, Huelva, Cádiz, Agadir, Nouadhibou, Dakar y Tenerife.

La digitalización de los servicios pone de relieve la transformación de Idamar Atlantic en puertos, terminales, autoridades y proveedores intermodales, que pueden beneficiarse de la capacidad de utilizar la red de la empresa para disponer de una visión completa del transporte de mercancías en todo el mundo así como para mejorar la planificación ante embarcaciones de múltiples transportistas.7