spot_img

La Fiscalía investiga ya los proyectos Interreg




Si tienes algo que ver con los proyectos europeos mejor que no llames a tu socio, aunque no haya sido jefe de fila, a Madeira o Azores, porque tendrá seguramente su móvil pinchado desde mayo de 2018. Las autoridades judiciales han llevado a cabo esta semana 21 allanamientos domiciliarios y no domiciliarios en la Región Autónoma de Madeira y en Portugal continental relacionados con una investigación del Departamento Central de Investigación y Acción Criminal (DCIAP), en el que están investigando hechos que podrían integrar delitos de fraude en la obtención de proyectos europeos financiados por Bruselas.

La palabra «Macaronesia» proviene del griego y da nombre al conjunto de cinco archipiélagos cercanos a las costas africanas que comparten muchos factores en común. Son los archipiélagos de Canarias, Cabo Verde, Madeira, Azores e Islas Salvajes. Fuentes judiciales consultadas por Puertos928 este miércoles confirmaron que la parte canaria dependerá de los interrogatorios que se produzcan en Madeira y Azores y que las peticiones de comisiones rogatorias se planifican desde Lisboa. Las mismas fuentes indicaron que nadie va a doblegar el espíritu de la investigación.

Fuentes judiciales portuguesas apuntan a que se articularía un mecanismo masivo de robo de dinero europeo por más de 2,4 millones de euros que iban a la denominada economía azul y pasaron a cuentas personales de empresarios desde las asociaciones que controlaban. La red que construiría el fraude tendría una de las patas en Madeira y Lisboa; pero «existen ramificaciones» en otros territorios vinculados a esos planes. La misma judicial dijo que la investigación «aún está en curso, y no es posible revelar más detalles sobre el operativo en este momento».

Los registros (8 en empresas consultoras y asociaciones empresariales) y 13 en hogares (de forma sincronizada) han dejado de piedra a toda la clase política empresarial del entorno macaronésico que ha estado concurriendo a convocatorias oficiales europeas. En los registros de las autoridades se han incluido a empresas de formación, asesorías contables y despachos de abogados. La investigación cuenta con la colaboración del Núcleo de Apoyo Técnico de la Fiscalía General de Portugal y de los magistrados del Ministerio Público del Departamento de Investigación y Acción Penal (DIAP) de Funchal, magistrados, fiscales de la DCIAP y DIAP de la Comarca de Madeira que participan en la llamada ‘Operación Anturio’, así como investigadores y peritos del Departamento de Investigación Criminal (DIC) de la Policía Judicial de Madeira.

La investigación criminal de Madeira y de la Fiscalía Anticorrupción portuguesa están relacionadas con sistemas de fraude con basados en cooperación transfronteriza, energía y sostenibilidad. Hay una operación paralela sobre cooperación en conectividad marítima que se llama operación ‘Fuera de juego’. El gobierno de Madeira se ha echado a un lado este miércoles y ha sentenciado: «Hay reglas claras de aplicación, hay reglas claras de cumplimiento, hay reglas claras después de la presentación de los documentos, etc. Si las empresas no cumplen posteriormente o si se comportan de manera inapropiada, estos controles se verifican en el lugar adecuado, como ahora es el caso de la justicia, o de la Policía Judicial, o en el caso de las auditorías».


Últimos artículos

Contenido relacionado