Dakar comienza a nutrirse de GNL en una planta flotante

La primera unidad flotante de almacenamiento y regasificación (FSRU) de KARMOL ha llegado esta semana a Dakar, lo que marca un hito importante en el proyecto gubernamental LNG-to-Power implementado por Senelec en asociación con Karpowership. Este proyecto tiene como objetivo proporcionar energía confiable y asequible en Senegal.

La FSRU se construyó en Singapur como parte de una empresa conjunta entre la Karppoweship turca y la empresa japonesa Mitsui OSK Lines, llamada KARMOL. Esta es la primera FSRU resultante de la asociación KARMOL.

El buque se conectará a una planta de energía flotante, Powership, propiedad de Karpowership, mediante gasoductos. El Karadeniz Powership Ayşegül Sultan, con una capacidad de 235MW, está en servicio desde octubre de 2019 y suministra el 15% de la electricidad de Senegal con 220MW de potencia a la red senegalesa, de acuerdo con la estrategia de Senelec de garantizar un servicio continuo y la calidad de la electricidad en todo su territorio.

Karpowership ve la combinación de FSRU y Powerships como una solución revolucionaria con miras a producir electricidad a partir de GNL en países con un déficit de infraestructura o con limitaciones de suministro de gas natural. La FSRU, que fue desarrollada por Sembcorp Marine en Singapur, tiene 272 metros de largo y una capacidad de 125.000 metros cúbicos. La FSRU llega con una reserva de GNL a bordo y el primer repostaje será realizado por Shell el próximo mes de julio.

Este es un paso importante en el proyecto KARMOL, para ayudar a proporcionar electricidad estable, alimentada por combustibles más limpios y eficientes, a más países de la región y del mundo. El GNL es ampliamente reconocido como un combustible del futuro. Es mucho más limpio que otros combustibles fósiles. También es una forma sostenible y asequible de satisfacer las múltiples necesidades eléctricas, además de participar activamente en la transición energética en la que se están embarcando los países a través del desarrollo de las energías renovables.

Senelec, al contratar a KARMOL, es perfectamente coherente con su estrategia Gas to Power y, por lo tanto, se prepara para anticipar la conversión de ciertas unidades que estarán listas para usar GAS en cuanto esté disponible.