Crónica grupos de presión: las desternillantes teorías sobre Fairplay y Opcsa

Dice el Diccionario de la RAE que amarre es «encantamiento para asegurar que alguien quede enamorado y sujeto a la voluntad y arbitrio de otra persona». La enciclopédica Wikipedia va más allá: «Un amarre de amor es un tipo de conjuro que según algunas tradiciones mágicas y folclóricas es capaz de generar en la persona un amor hacia la persona». Y el amor puede fallar si se ha entrado en pecado. Y eso es lo que hay en el puerto de Las Palmas: un problema de amarre, de amor, cuyos primeros sobrecogedores capítulos de la novela han lanzado los soportes digitales que siempre se adelantan a ser el jamón en el banquete.

Las empresas de pecado contra las empresas de la santidad. Si los Alponte, los dueños de Mediterranean Shipping Company (MSC), se ponen a leer los medios de lobby portuario con intereses en Las Palmas pero que no son de Las Palmas, se parten de risa con las diferencias sentimentales que hay porque hay una crisis de noviazgo con Boluda Towage dado que ha reaparecido Fairplay al hilo de los acuerdos de tiene MSC con la matriz de Odiel en el norte de Europa.

… Y le dijo el clavo al martillo

Mientras las patronales mantienen su silencio porque el que más o el que menos tiene asociados cruzados y puede generarse bajas en la representación institucional antes de iniciarse la batalla, el nuevo pico de audiencia digital se basa en el lanzamiento de mensajes crípticos para ‘infoxicar’ a funcionarios de la Autoridad Portuaria de Las Palmas, es decir, los mismos que denunciaron en su momento ser objeto de presiones por intermediarios chusqueros para condicionar su trabajo.

Para comprender el proceso el lector debe tener un dato: en enero se publicó en el BOE el nuevo pliego de amarre de Las Palmas y ese mismo mes de enero MSC anunció su interés en establecer una unidad de negocio de remolque y amarre. Es decir: las operaciones de MSC en Las Palmas vienen desde la época del frío inverno suizo que acoge la sede de MSC en Ginebra. En Las Palmas esto se hizo oficial en mayo en una notaría de Las Palmas y los pobres se enteraron en junio. Lo que quiere controlar MSC en Las Palmas no es solamente el remolque sino también el amarre.

Canarias 7 es «algún periódico de Gran Canaria»

Lo previsible: patronales y grandes operadores del negocio portuario en Las Palmas mantienen silencio y las terminales digitales ajenas al puerto de Las Palmas meten fuego a la espera de detectar al enemigo, a ver qué funcionario se posiciona para soltarle el problema. Todo esto es para que los funcionarios de la Autoridad Portuaria patinen y se líen en el ámbito judicial. Así, han comenzado a lanzarse divertidas opiniones sin el dictamen de un experto con nombre y apellidos. De momento, hay teorías de la conspiración contra los planes de Opcsa citando a fuentes oficiales sin identificar.

El digital de fotos de barcos y aviones Puente de Mando, que tiene una línea editorial de apoyo a los intereses de Tenerife Shypards, y dirige el dircom del Trasmediterránea, integrante de la muy ética Asociación de la Prensa de Tenerife, arremete contra Canarias7, diario de más de tres décadas de existencia, al que llama «algún periódico de Gran Canaria». Canarias7 adelantó el pasado jueves en su edición digital y el viernes pasado en versión papel que la llegada de Fairplay vía MSC era un “golpe de efecto magistral” porque “a efectos prácticos supone su regreso al puerto de Las Palmas, donde MSC es propietaria de la terminal de trasbordo OPCSA”.

Meter el dedo en el ojo a Ibarra aparentando defenderle

El digital de fotos palmero evangeliza diciendo que además de Boluda en España operan «Ibaizábal, Regisa, Sertosa Norte, Reyser, Renave, RUSA, Rebarsa y Remolcanosa» por si alguien ajeno a esta industria lo desconocía, sentencia: «en el puerto de Las Palmas, la autoprestación de servicios solo puede darse en las terminales propias, pero sucede que OPCSA tiene la condición de terminal de servicio público, de ahí la obligatoriedad que impone el pliego vigente», es decir, tener remolcadores en otros ámbitos portuarios

Agrega que «que la alemana Fairplay vuelva al puerto de Las Palmas de la mano de MedTug, entra en lo posible aunque está por ver» y cierra en una aparente defensa de Luis Ibarra cuando le está metiendo el dedo en el ojo: «Ibarra cumple y hace cumplir lo estipulado en la normativa vigente. Los números son tozudos y parece que no cuadran como MedTug y FairPlay quisieran. Pero es lo que hay», concluye.

El santanderino Canaryports vuelve a los asuntos internos del Puerto de Las Palmas desde el lugar donde se ubica la Cueva de Altamira. Si la semana pasada decía que «fuentes muy cercanas a Opcsa» rechazaban que fueran a entrar en el negocio de los remolcadores ahora ya entrados en junio añade: «Ya se había conocido también la existencia de un escrito por parte de MedTug Las Palmas, solicitando información precisa de los requerimientos del servicio de remolque y de amarre» y que «esta nueva información de los acuerdos europeos de MSC con Fairplay Towage ha destapado los rumores de la vuelta de Fairplay al Puerto de Las Palmas, tras sus primeros intentos fallidos».

Consejos doy: «¿Le merece la pena a MSC meterse en este lío?»

Remata sobre los «rumores» que «a pesar de las gestiones discretas que están llevando a cabo personas de la órbita de Fairplay entre los operadores del Puerto de Las Palmas, especialmente consignatarios, éstas no están dando los frutos esperados, sobre todo tras la última experiencia con Fairplay, y la imprevisible duración de su nueva entrada en el Puerto de Las Palmas, en caso de llevarse nuevamente a cabo».

El digital basado en Santander apostilla algo muy simpático: «Con estos mimbres, MSC, una de las dos mayores compañías del sector marítimo a nivel mundial, valora si empresarial y financieramente merece la pena adentrarse en puertos como en Las Palmas, habiendo otros puertos europeos con mejores condiciones para iniciar esta aventura. Todo esto sin contar que la Autoridad Portuaria mira de reojo, la fricción que genera esta iniciativa en el mundo portuario ahora que habían conseguido llegar a un gran acuerdo con MSC y darle estabilidad al Puerto de Las Palmas, el mayor motor económico de Canarias».

El resto de los medios de Las Palmas, en su órbita liberal y de apertura de mercado, incluido Puertos928, no han entrado en esta batalla producto de la experiencia y de ser conocedores de los múltiples intereses que hay y que quedan muchas semanas de desgaste y de información tóxica de las partes perjudicadas y beneficiadas por la entrada de nuevos operadores tanto en remolque como en amarre. En síntesis: los líquidos son por lógica inestables.