spot_img

Colonialismo digital: los fondos navales africanos dejan en ridículo Museo Canario de Las Palmas




Romper con la castilla de expertos que buitrean, y acorralan, los fondos históricos de Canarias y practican colonialismo digital contra los canarios. Esa es la misión pendiente con la que sale el Museo Canario del Covid 19. Cerca de Canarias, el Musée Maritime de Douala (Douala), el South African Naval Museum (Cape Town) por no hablar de los de Rabat o el Museo Boubou Hama de Niamey en Níger dan mil vueltas en acceso a lo que hay en Vegueta. Y eso que han ido a Cabo Verde a evangelizar con fondos europeos cómo se gestiona un museo.

Ni los Interreg han servido porque Canarias sigue anclada en la descolonización digital sobre fondos navales. A medida que los museos intentan reevaluar sus prácticas de recolección, exhibición y repatriación, surgen dudas sobre los accesos generales en la línea de democratizar la educación e historia de Canarias. ¿Qué tiene que hacer un estudiante de Agüimes o en El Zumacal que esté realizando una tesina para consultar fondos históricos en entidades financiadas con dinero público en Las Palmas capital? visitar otras plataformas africanas que sí permiten acceso.

A juicio de Laura Van Broekhoven, directora del Museo Pitt Rivers, que fue profesora de arqueología, estudios de museos y forma parte del Grupo de Directores de Museos Etnográficos Europeos, destaca la importancia de los años de formación para desarrollar su impulso por descolonizar los museos. La realidad de haber trabajado con comunidades y entrar en un sector museístico, arraigado en el colonialismo, centrado en la museofacturación y el cuestionamiento de su propia relevancia en una realidad poscolonial, la animó a pensar en remodelar colecciones y qué trabajo podía hacer que pudiera ser útil para ella y las comunidades con las que estaba trabajando. Esto, junto con asegurarse de que su trabajo fuera algo que la gente le pidiera que hiciera, no algo que solo hiciera avanzar las disciplinas académicas o su carrera.

Durante las últimas décadas, académicos y profesionales han reconsiderado críticamente el papel de los museos etnográficos en el desarrollo y representación del conocimiento sobre personas y procesos en todo el mundo. Han surgido preguntas persistentes una y otra vez: ¿Cuáles son las relaciones entre colonialismo y colección? ¿Qué cuestiones de responsabilidad rodean la producción y representación del conocimiento contemporáneo? ¿Cómo pensamos en los desafíos de la repatriación? ¿Y cómo sería la reparación? Estas no son preguntas nuevas y se han planteado no solo en el ámbito de los museos, sino también en toda la disciplina de la antropología en su conjunto durante los últimos treinta años.

Estudiar la historia de Canarias en 2021 depende en buena medida de la cooperación francesa. Para satisfacer la demanda marroquí, la AFD (Cooperación Francesa) está apoyando el primer programa panafricano de formación sobre patrimonio naval que movilizará la experiencia de los museos africanos para fortalecer el desarrollo de competencias de investigadores del patrimonio naval africano. Además, este programa ayuda a crear las condiciones para la implementación del compromiso presidencial de devolver las obras de arte a los países africanos. El objetivo del proyecto es, a partir de las necesidades previamente identificadas, definir programas educativos adaptados a los contextos locales con el fin de contribuir a la estructuración de un sector de formación en profesiones patrimoniales y fortalecer a los expertos del sector en el continente africano.


Últimos artículos

Contenido relacionado